· 

Logia de los Maestros

 

 

Una logia es un grupo cerrado de seres (encarnados o no) que se reúnen para un fin común de bien, para ayudar en su ascensión a la Tierra y a todo ser vivo en ella, incluyendo a la humanidad. En el caso de la Logia de los Maestros, el asunto es un tanto diferente, ya que, en primer lugar, está conformada por seres que una vez estuvieron encarnados en la Tierra, algunos de ellos realizando un trabajo espiritual (aunque no todos) y que ahora se encuentran ocupando un cuerpo sutil en las altas esferas dévicas y supra-dévicas.

 

La Logia de los Maestros está conformada con una plantilla base de miembros, todos ya desencarnados y que han logrado un desarrollo suficiente a lo largo de sus encarnaciones para finalmente poder ofrecer un servicio, el cual en la mayoría de los casos es muy complejo y requiere de una alta especialización. Aunque todos sus integrantes ya no ocupan un cuerpo físico, pueden ser aceptadas almas que actualmente estén ocupando un cuerpo físico, pero ya sean lo suficientemente aptos para prestar un cierto servicio.

 

Estos últimos pueden integrarse a un equipo de trabajo en las diferentes esferas dévicas, dependiendo de su estado evolutivo actual, aunque las esferas más altas están reservadas única y exclusivamente para los Maestros de Mayor Rango. Debido a que aún no desocupan sus cuerpos físicos, sólo se les permite la entrada utilizando el cuerpo etérico, ya que de otro modo no hay acceso, el proceso usualmente es mientras la persona está durmiendo, cuando el cuerpo físico permanece en el plano físico, el cuerpo etérico o sutil puede trasladarse a círculos o esferas sutiles, siempre acompañado de un “padrino” quien elige a ciertas personas por su grado evolutivo, resonancia, afinidad y vibración.

 

¿Cómo pertenecer a la Logia de los Maestros?

 

Todos los miembros de la Logia de Los Maestros han entregado por entero su trabajo y existencia misma para asistir a todos los mundos que así lo requieran. En el caso particular de la Tierra, la urgencia de asistencia es mayúscula, así que la entrega por parte de la mente individual (persona) debe ser de igual o mayor magnitud. Sólo las mentes de verdad comprometidas podrán ser tomadas en cuenta para asistir, aunque no de manera permanente ya que aún el individuo no ha alcanzado el grado de Maestro.

 

Un Maestro es aquel que ha logrado el completo dominio de la materia y de las energías físicas y sutiles, el control pleno de sí, de sus emociones y de su entorno, así como un conocimiento del sistema energético del cuerpo sutil, dícese aura y sus capas, chakras, órganos etéricos, sistema circulatorio etérico, etc., así como el dominio de la materia a nivel átomo, ya que este aspecto es el primordial y el básico para la manipulación de la energía de la cual está compuesta este universo, así como sus grados, sub-grados, planos, sub-planos, dimensiones y subdimensiones.

Las emociones que deben ser dominadas y plenamente gobernadas son en absoluto todas, tanto las consideradas como positivas y negativas, de tal modo que el ser y la mente estén posicionados en el centro, centrum o fulcro energético, incluso deben ser dominadas la alegría, el regocijo, la efusividad, etc., ya que estas emociones no pertenecen a los grados sutiles superiores, por muy aceptadas que sean para ustedes siguen siendo emociones humanas (aunque decir emoción humana es una redundancia).

 

Sólo son aceptados el amor puro y divino y el estado de gracia, estos dos no son considerados por los Devas ni por los Maestros como emociones, sino como virtudes, y deben estar pulidas a la perfección.

 

El procedimiento para postularse como miembro de la Logia de Maestros (sin ser aún Maestro, es decir, ocupando un cuerpo físico) es muy sencillo y no requiere de ningún esfuerzo. En estado meditativo, en plena paz y armonía emitir en pensamiento y en intención pura el deseo por asistir a la humanidad, a la Tierra y a todo sistema de mundos que así lo requiera. Esta intención no se le dedica a alguien en particular, simplemente es emitirla a todo el Universo, todos los Maestros sentirán en sus corazones cuáles intenciones han sido enviadas con sinceridad y sabrán, por vibración, cuáles ya están aptas. Cuando un Maestro detecta o se percata de un individuo apto, acude a él o a ella de manera instantánea y lo llevará con su cuerpo sutil, mientras su cuerpo físico duerma, a la esfera o círculo correspondiente a su nivel, será entrevistado por su Maestro en Rango y se le pedirá que realiza ciertas actividades a manera de pruebas, si son aprobadas, el individuo pasa a la segunda etapa, que es la preparación y adecuación, y estará junto con otros individuos no Maestros aprendiendo en la esfera correspondiente. Una vez haya terminado este proceso, comenzará a prestar servicio a la especie a la cual pertenece en esa encarnación, ya que no todos los individuos pertenecen a la especie hombre.

 

Es muy importante señalar que en caso de que sean aceptados, este compromiso siempre es voluntario y siempre podrá abandonar libremente está empresa en el momento que lo desee, sin embargo, la belleza de nuestra tarea es tan grande que menos del 0.5 % lo abandonan, y los que lo hacen es porque su nivel de desarrollo es tan alto que son llamados a otros sistemas a realizar tareas más complejas.

 

Todos ustedes son benditos, todos ustedes son luz, todos son bienvenidos, que ninguno, que ninguna se sienta desplazado o desplazada, o que no merece esta oportunidad, todos la merecen porque todos son hijos de Dios y la necesidad de este planeta es muy grande. Por favor tengan por seguro que quien lea este llamado es porque anteriormente ya han aportado su ayuda y nuevamente están siendo solicitados, siéntanse bienvenidos, pero deben tener claro que esta oportunidad no es un privilegio, es su derecho por Ley Divina, así como asistir a las instituciones educativas en su mundo es para todos sin excepción, igualmente asistir en altas esferas lo es.

Sean todos amados y bendecidos.

 

Mis Diálogos con Maestros Ascendidos

 

-Manuel Minor

 

Escribir comentario

Comentarios: 0